logo lapalabra24 anos   

Evento

 

Proyecto Ama-zonas

 

 Corazón de la diversidad en el mundo

 

A principios del mes de marzo en Leticia, el rugido del Jaguar con su magia chamánica,  convocó a los nietos del maíz, para tejer una nueva conciencia colectiva, en unidad y movimiento  por el río-mar Amazonas. Un canto por la sanación universal, encendió la memoria de los mundos ancestrales y no inventados, conjurando a la América nativa que habita en los ecosistemas de Colombia, Brasil y Perú, con el agua que mata la muerte.

 

evento Foto 1w

 

De izq. a der Roco PachuKote, El Coyote, La guardia Indígena y Moyenei Valdés.

 

FOTO: Colectivo Malicia Zudaca.

 

 

 

Por El Zudaca 

 

 

 

Advertencia

Hace varios años en las cabinas de radio de la Escuela de Comunicación Social de la Universidad del Valle,  la banda francesa  “Mano Negra” me enseñó con sus  paisajes sonoros multiculturales que: Solo hay una vida. Hacemos lo que queremos. Intentamos montar nuestros delirios. A veces, es difícil, a veces, es fácil. Pero decidimos nosotrxs. Es nuestra vida, decidimos nosotrxs. Al que quiere decidir por nosotrxs, le decimos hazlo tú solo, nosotrxs pasamos.  

Por eso nació  la radio zudaca, nómada, trashumante y clandestina, como plataforma análoga callejera que  navega las urbes en la cartografía de la galaxia Sound System,  experimentando desde la tecnología ancestral de la escritura, como los eventos superan las fantasías en la cama o en el suelo, porque en la escala de lo cósmico, solo lo fantástico tiene probabilidad de ser verdadero, donde no siempre se puede conseguir lo que se quiere, pero si se intenta, a veces uno encuentra exactamente lo que necesita. A lo mejor está en la calle y es el viento. A lo mejor es una fiebre que no cura. Se llama vaguemia, y se está tejiendo con vagancia, bohemia y academia, para amplificar el baile de la lucha y la poética de la resistencia, frente a los señores oscuros de la Babylonia global, o como acertadamente, los bautizaron en el  disco Ama-zonas, la banda Doctor Krapula: Asesinos del viento, violadores del alba, creadores de silencios y vendedores de futuros muertos.

 

Mantra selvático

Amazonas, somos ríos, montañas, lagunas. Somos semillas. Amazonas es conocimiento. Amazonas es fruto, es alimento, es oxígeno,  es la vida,  es la esperanza de la humanidad.

Taita Jacanamijoy

 

Plano General

 “Ama-zonas” es una iniciativa que busca llamar la atención sobre la Amazonía como organismo vivo con sus bosques y ríos habitados de seres como, plantas, animales, hombres y mujeres que conforman comunidades y practican los conocimientos tradicionales para la conservación, transmisión y revitalización de la cultura, el medio donde están, y ellos mismos. Ama-zonas une las iniciativas de líderes y sabedores de los pueblos indígenas de la región del Putumayo y del Trapecio amazónico colombiano y de las organizaciones Bombea y Terra Nova a la de artistas de México, Chile, Francia, Venezuela, Colombia, Argentina, España, Perú, Ecuador y músicos tradicionales de África y la India que conforman el colectivo Jaguar, quienes se unen en un “Ikara” canto de conciencia, álbum independiente de distribución masiva y gratuita para hacer un llamado de conciencia por la preservación de los conocimientos y las comunidades originarias que los poseen, constituyéndose en un movimiento intercontinental por la defensa del Amazonas”.

La arrogancia de la sociedad y su desconocimiento de otras formas de conocimiento, están permitiendo que la Amazonía se convierta en un escenario donde el negocio de Estados y empresas privadas, sean el objetivo principal, negando su trascendental importancia como selva madre, sustento de las más representativas  y diversas formas de vida y de cultura del planeta. Esta situación que desde la colonia contempla la Amazonía como una región “vacía” y con riquezas disponibles ha impuesto una mirada extractiva de la naturaleza desconociendo los imaginarios  propios que aportan los conocimientos endógenos presentes en sus pueblos originarios.  Proyecto Amazonas.net

 

evento Foto 2w

 

Gambeat y Manu Chao (Colectivo Jaguar).

FOTO: Colectivo Malicia Zudaca.

 

 

 

 

Manifiesto introspectivo

 Soñé otro mundo, lo soñé soñando como canta el juglar  Manu Chao. Soñé Leticia, soñé Amazonas. Soñé con el cauce galáctico de tu luz. Soñé con el guacamayo lisérgico y las plantas de poder. Soñé pintar los colores del arco iris, soñé alucinaciones esperanzadoras y sonidos combativos. Soñé el viento demente por las fronteras del planeta trampa. Soñé un mestizaje sonoro en un Woodstock colombo brazuka peruano aborigen. Soñé Mesoamérica en la serpiente natural.  Soñé como cronista del tiempo mundo junto a Malicia enjundia con el latido del yagé.  Soñar es la esperanza movilizadora que anima las resistencias, en estos oscuros y complejos tiempos de miserias espirituales y cultos desmedidos al espectáculo individualista. Soñé pequeños espacios, fisuras, grietas, zonas liberadas, espacios de experimentación de otro mundo, de otra política, del mundo donde  quepan muchos mundos con la creación de nuevas formas de vida comunitaria, en la calle, en el aire, en el espacio y en las redes. Soñé con mi hermano de todos lados, el Coyote de México: Una cultura de paz universal, con todas las formas de vida, las que conocemos y no conocemos, en donde todos los mundos tengan un lugar.

Por eso estuve junto a él, y muchos más activistas de la imaginación, durante 8 horas al aire libre en el Parque Orellana,  danzando frenéticamente como guerreros,  luego de escuchar cómo fue sembrado en nuestros corazones el poderoso rugido del jaguar que nos llevó a Leticia,  a dialogar con los  7  tiempos  y las 7 direcciones,  retransmitiendo la fiesta y la rebelión del malungaje de nuestros pueblos, abrigados por la Wiphala,  protegidos por la guardia indígena, y estimulados por licores artesanales como la cachaza y la chuchuguaza, porque a pesar de la agobiante, humedad y todo el agresivo engaño de las mentiras globales,  los niños y las niñas amazónicas siguen derrochando infinitas e inocentes sonrisas cuando se amplifica el mensaje ska punk y contundente de Doctor Krapula:  Nadie está pidiendo puerto o carretera, soñamos caminar la vida entera.

 

Efluvios sonoros del Colectivo Jaguar

Ama-zonas es un trabajo discográfico, con dos años de producción y editado en el segundo semestre del 2014, que hay que escuchar con esa calma que antecede a cualquier tormenta que no sea huracanada, porque está repleto de un abanico de sonidos de varios a quienes no compra la historia oficial.

Bajo el nombre de Colectivo Jaguar, el franco-español Manu Chao, los mexicanos Rubén Albarrán, Celso Piña, y Roco Pachukote; la chilena Moyenei; los colombianos  Doctor Krapula,  Súper Litio, Andrea Echeverri y Héctor Buitrago, de Aterciopelados; los argentinos Goy, Gustavo Cordera , y Emiliano Brancciari, así como el español Pulpul, de la banda Ska-P,  entre otros artistas; conspiran un proyecto colaborativo que busca crear conciencia ecológica en el público a través de sus músicas, mixturadas con fragmentos de cantos autóctonos de comunidades indígenas como  los Yaguas, los Tikunas y los Kokama, sobre la imperiosa necesidad de cuidar la reserva cultural, forestal e hídrica del Amazonas, espacio vital, acosado por una incontrolable devastación territorial y que en plazos muy cortos viene afectando todo el ecosistema, no sólo de la región sino del planeta.

Ama-zonas es una  pieza documental  de 26 tracks,  donde esos sonidos generacionales que se van quedando en el inconsciente,  se transforman en un fondo capaz de saltar cualquier barricada de ideas, con el aporte y la sapiencia de Vandana Shiva, reconocida Premio Nobel Alternativo de la India, donde la música se configura como herramienta  política de la democracia directa, sin intermediarios ni disqueras, capaz de hacerle explotar los tímpanos a los amantes de la depredación sobre la naturaleza, donde el Colectivo Jaguar revaloriza la palabra sonora y acuática,  le devuelve el status y la importancia que ésta tenía en las sociedades más antiguas, con una amalgama de ritmos que  no temen  nombrar las atroces realidades desde el invencible pentagrama: las violencias que exterminas las lenguas y dialectos de nuestros indígenas y pueblos originarios olvidados, las voces de todos los hombres y mujeres simples y ordinarios que no cuentan, que no son nombrados, que no tienen mañana en el mercado de las maquilas de las trasnacionales.

 

evento Foto 3w

 

Moyenei Valdés  danzando por el Amazonas.

 

FOTO: Colectivo Malicia Zudaca.

 

 

¡Paz y baile con los colores del agua y el Colectivo Jaguar!

En Leticia,  la unidad en la diversidad y la diferencia no retrocedió un solo ápice,  avanzó  desde la pluralidad de sentires, sintetizados en la voz  de  la Mc afrochilena Moyeney Valdez,  quien ofrendó  un flow con curare ancestral femenino: Sagrada madre, madre de todos nosotrxs. Madre creadora, vientre de la totalidad. Hija abuela madre hermana.  Tú pachamama tú madre tierra, gran madre de todxs. Te respetamos, te honramos te reconocemos y te oramos. Elevamos nuestro rezo para pedir que tu salud siga creciendo. No estamos solos, somos  millones. Estamos despertando para conciencia de tu sagrada vida. Y nos comprometemos aquí y ahora, para honrarte por siempre y para siempre  en todas las naciones en todos los tiempos. Ajouuuuu.

El tempo tribal  y ceremonial de sanación universal de la húmeda selva tropical se multiplicó en  la concha acústica del Parque Orellana, cuando la endiablada danza rocker, del pogo se desató con las calles sonoras de  Manu Chao y la Ventura,  para  celebrar y multiplicar  el grito del Colectivo Jaguar por el agua, por la tierra y por la humanidad entera. En sus mantras convertidos en composiciones está la fecundidad, la fertilidad de ese discurso, infinito en hibridaciones como rizomas en movimiento que se nutren del corazón de la biodiversidad: Amazonas, río mar serpiente que no se vende, se defiende, de todos aquellos  que especulan con la distribución de la riqueza, la energía, la tierra  y el agua.

Globalizar la resistencia / resistencia al capital/ Combatiendo al enemigo / con la magia universal. Time will tell. Si la tierra tiembla nadie se va a salvar.

 

Bonus Track

¿Por dónde saldrá el sol? Por la carretera. Wawa Babilonia. Rumbo perdido. Brazil presente. Cumbia colombiana. Perú presente. Chiapas presente. Ecuador presente. Bolivia presente. Hijos de desaparecidos presentes. Cuba presente. Venezuela bolivariana. Maputxe presente. Tijuana explosiva presente. Guatemala City. Rumba de Barcelona. Tournée Radio Bemba Explosiva. Jai Alai sur tes routes. Dates. Feuilles de route. Bus. Train. Hotels. Avions. Pensions. Anaïs. Rencontres. Public. Rencontres. Appartés. Risas. Quelle heure est-il ce matin? Ici Corida. Où on part désormais. Toujours plus. ¿Dónde llegaré? Con todos vosotros, siempre.

Manu Chao

Más información

http://ama-zonas.net/

https://www.youtube.com/watch?v=4XNIRHtLcQk

 

Busqueda
Versiones Anteriores
Descargar PDF

portada

Agenda