logo lapalabra24 anos   

Festival Calibre: Mestizaje tribal en el trópico Rock

 

ciudad1

   

Festival Calibre

Mestizaje tribal el el trópico Rock

 

La IX edición del Festival de Rock alternativo y medio ambiente: Calibre, confirmó el poder honesto de una cofradía de espíritus  rebeldes, que desde sus universos intimistas, impregnan a la cartografía caleña de una fuerza underground que folla con el viento rebelde en Calicalabozo. Relato mutante desde la cosmogónica  promiscuidad de las sonoridades urbanas. Love and Hate en el pogo, con el boulevard neoliberal de fondo.

 

Por: El Zudaca (Nómada urbano)

 

Advertencia

“La música es la labor de un espíritu generoso que (con  esfuerzo o no) reúne nuestras fuerzas primitivas y nos la ofrece, no para que la recobremos: para dejarnos constancia de que allí todavía andan las pobrecitas, y que yo les hago falta “.  (Andrés Caicedo)

 

Ceremonia del deseo

Nosotros y nosotras somos muchos. Mutantes. Diferentes. Diversos. Conjuntos, múltiples y opuestos. Nosotros y nosotras caminamos día a día por todo el trópiko embrujado, de Siloco a Aguablanca, del Obrero a Floralia, de Univalle a San Fercho, de la Sexta a la gruta, del Puente Ortiz a La Retreta.  Nos mueve la brisa que baja de los Farallones.  Muchas  veces, el chorro y el porro, cuando nos cruzamos en la loma de la cruz a poetas como Trauma Hugo Caicedo y Diego Lozano, que rinden culto a  Jim Morrison and The Doors, Spinetta, Eskorbuto, Flema, The Clash y Extremo duro en sus versos inadaptados. Caminamos con alegría rumbo al Calibre, y con una lluvia pertinaz de sombrilla,  para decir: “No a la explotación de unos sobre otros, ni a la destrucción de los recursos naturales, ni a la lógica del dinero por sobre el sentido de la vida “. Nos encontramos con los demenciales espíritus punkys en medio de los árboles, las raíces y el fango,  para defender la  vida, para transformar el mundo, por nuestra autonomía y nuestras canciones, y nuestros sueños. Nosotros y Nosotras caminamos, creamos, compartimos. Nos juntamos, porque no tenemos lugar, ni en los cementerios. En el Calibre cabemos todos y caben muchos.  Somos convocados por la  rabia antifascista, la danza sound system del hip hop reggae dub, los malabares para gambetear al sistema,  el agresivo ritual místico del pogo, los crudos acordes del hard core,  la sabrosura rebelde del ska jamaiquino,  el emprendimiento callejero de los parches y fanzines,  el electrizante espíritu del punk rock, que embruja las cabezas rapadas y las crestas multicolores, que brotan de las piedras en Pance, las cañerías del centro, y las polvorientas calles del ghetto. La contracultura alternativa  dibuja éxtasis y comunión. Corporalidades encontrándose de forma festiva y alternativa en pleno corazón ecológico. Diseños sonoros de agitación  skate punk trashera. Cuerpos exultantes, adrenalínicos y  rabiosos, que conspiran fisuras, grietas, zonas liberadas, espacios de experimentación de otro mundo, de otra política, donde habitan muchos sonidos, fabricados  con furia creativa  por bandas locales como: Distrito 21, Altavox, Somos Resistencia, Neutral, Oibrutsid, NOFE, Japy Lora, Skaimanes, Ustedes, y Desnudos en Coma, grupos regionales como: Psychopath Billy, y Los Bombillos Peludos, bandas nacionales como: Alerta Kamarada, Los Suxioz, Policarpa y sus Viciosas, e internacionales como: Los Viejos de México  y Curva Sur de Venezuela.

 

Subjetiva Literaria

Hace poco la escritora Malicia Enjundia me contó que Charly García no viene a Cali porque la gente vive en un espiral dominado por burócratas de pacotilla, oligarcas clasistas, y traquetos maquiavélicos. Sad but true. Soy un gato alucinado, bordeador de confines peligrosos, extremos y adorablemente humanos. Desde la libertad de mis extremidades y mis sentidos, me libero en el pogo del Calibre, donde cada golpe te nutre como masaje urbano, otra estímulo vivencial dentro del intrincado rompecabezas, una clave más para el crucigrama infinito que nos esclaviza y libera, porque vivimos en el tiempo de las tribus, una época de personas y no de individuos, de socialidades y no de sociedades.

 

ciudad2

Coda

¿Me sigue el ritmo amigo(a) lector(a)?, le recomiendo que salga a la calle y busque gasolina para el corazón, para celebrar nuestro encuentro en una ciudad donde finaliza el 2014, y por segundo año consecutivo no se llevó a cabo la Feria del Libro, pero por los menos los jóvenes organizadores del Festival Calibre, reivindican la importancia de la lectura en la comunidad rock,  fomentando en el público asistente  la donación de libros para la Red de Bibliotecas Públicas y Comunitarias, el aprecio de una cultura del medio ambiente,  sentido de pertenencia por la urbe,  y participación en las políticas públicas de juventud, a través de actividades pedagógicas en los colegios con integrantes de las bandas locales. Todo un arduo proceso de emprendimiento cultural agenciado desde la Comuna 2,  con el acompañamiento de la Secretaría de Cultura, y con gestiones a través del movimiento Rock y la Red Nacional de Festivales,  desde una perspectiva de trabajo alternativo, en una ciudad que borra sus memorias cuando no sabe, ni quiere leer, toda la riqueza de sus prácticas culturales.  Somos un territorio por redescubrir. El Punk no muere.

  

“Los jóvenes organizadores del Festival Calibre, reivindican la importancia de la lectura en la comunidad rock,  fomentando en el público asistente  la donación de libros para la Red de Bibliotecas Públicas y Comunitarias”.

 

“La contracultura alternativa  dibuja éxtasis y comunión. Corporalidades encontrándose de forma festiva y alternativa en pleno corazón ecológico. Diseños sonoros de agitación  skate punk trashera.”

 

Un público satisfecho por las claras y apropiadas ponencias es el resultado de cuatro jornadas de argumentación y debate. Un importante ejercicio que posibilitó poner a la luz los cuatro siglos de las Novelas Ejemplares, lecturas actualizadas y la mezcla de disciplinas; cruces interesantes para ampliar públicos y la comprensión de un autor con merecido reconocimiento, quien con su obra marcó el 23 de abril como el Día de la Lengua, el día de Cervantes; pero que enfrenta dificultades de comprensión por su lenguaje. Combatir esto es el oficio de estos encuentros.Un universo dialógico

Congreso Internacional Cervantes

Escenarios y fronteras de la ficción
Busqueda
Versiones Anteriores
Descargar PDF

portada

Agenda