Crítica – Mujer y madre: los abismos sociales y el vértigo a sus profundidades

Mujer y madre: los abismos sociales y el vértigo a sus profundidades


Título de la novela: Los Abismos
Autora: Pilar Quintana
Alfaguara, 2021
240 páginas


Por: Jhonedyer Henao Flórez
Estudiante de Lic. en Literatura y Sociología





Foto: https://www.panamericana.com.co/los-abismos-617765/p


El 21 de enero del 2021 me sorprendió escuchar el nombre de la ganadora del Premio Alfaguara de Novela: Pilar Quintana, galardón otorgado por su obra Los abismos. Decir que me sorprendió escuchar el nombre de la escritora caleña tal vez suene peyorativo. No me malinterpreten. Es de conocimiento público que en el mundo literario las amistades y enemistades, los gustos y disgustos, las preferencias y antipatías, rigen el día a día. Seré sincero: de Pilar Quintana he escuchado mucho ruido. Una buena parte elogiando su obra, tanto así que ha sido merecedora de múltiples reconocimientos. Por ejemplo, La perra (2017) ganó el Premio Biblioteca de Narrativa Colombiana (2018) y fue finalista del National Book Awards. También fue nombrada como una de las autoras menores de 39 años más interesantes de Latinoamérica por el Hay Festival. Por otra parte, he escuchado a detractores de su trabajo. Ellos basan sus argumentos en restarle importancia a la obra de la escritora por la sencillez y levedad de la prosa. Me permito disentir con quien piense lo anterior. Coincido con el escritor colombiano Juan Gabriel Vásquez cuando señala que “Quintana hace maravillas con su prosa desilusionada, sobria, poderosa”.

En la ceremonia de premiación el presidente del jurado, el escritor colombiano Héctor Abad Faciolince, al leer el acta del fallo argumentó que Los abismos tiene por telón de fondo “un mundo femenino, de mujeres atadas a la rueda de una noria de la que no pueden o no saben escapar”. La exactitud del concepto no podía ser otro, puesto que la obra devela, a partir del relato de una memoria infantil, la mirada inocente de la violencia estructural de una sociedad oprimida por el machismo. Es una historia relatada en primera persona. Claudia, una niña inocente, temerosa y aparentemente ingenua, relata los acontecimientos que suceden en su vida familiar; construye un mundo a partir de la relación de y con sus padres. Su madre, llamada también Claudia, será el personaje encargado de crear en su hija el sentimiento de odio hacia sus progenitores. Frases como: “Entonces le voy a decir la verdad: que es la peor mamá del mundo”; “Odio a mi mamá” o “Quiero otra mamá”, dan el panorama de una relación familiar turbulenta. Claudia (madre), atribulada por la vida de mujer casada y de mamá, vive el vértigo a las profundidades de los abismos de una maternidad no deseada. Aquí el conjunto compuesto por mujer igual a madre -tomado como unidad natural o como elementos en equilibrio- se desarrolla como parte de una condición femenina trágica por el inexistente acceso al derecho reproductivo femenino a controlar el cuerpo y decidir libremente ser madre.



Pilar Quintana (1972), escritora colombiana nacida en Cali (Valle del Cauca).
Foto: https://www.dondeir.com/cultura/pilar-quintana-la-escritora-que-no-podras-dejar-de-leer-en-2021/2021/02/


¿Qué se pude pensar cuando una hija se refiere con palabras sacrílegas a su madre? ¿Dónde queda aquél mandamiento de honrar a padre y madre? Estas son cuestiones que Pilar Quintana pone en juego en la historia, develando una desmitificación de la maternidad. Si tratamos de responder los cuestionamientos anteriores, se podría catalogar de irrespetuosa la actitud de Claudia (hija) y de irresponsable la de Claudia (madre). Pero, si de ante mano sabemos que las mujeres de Los abismos están atadas a la rueda de una noria de la que no pueden o no saben escapar, las respuestas deben ser otras. El enfoque debe estar en la tragedia de ser mujer en la Cali de los ochentas en una sociedad que obliga a ser mamá. ¿A quién se cataloga como víctima y victimario? ¿Cómo se puede ser buena madre cuando no es un deseo sino una imposición? Las respuestas las encontrará usted, posiblemente, al enfrentar la desnaturalización de la unidad que plantea Quintana, borrando el reduccionismo biológico y plasmando implícitamente la necesidad de construcción de la maternidad desde el plano del deseo o desde la necesidad del yo.

En esta historia el lector se enfrentará a un mundo más allá del límite al que llega la narradora, asimilando que hay momentos de la vida social que terminan siendo abismos, los cuales se materializan en conflictos familiares, coqueteos con el suicidio, las muertes de la actriz Natalie Wood, la cantante Karen Carpenter o Su Alteza Serenísima Grace de Mónaco. De esta forma, la figura trágica femenina acompaña todo el desarrollo de la obra con mujeres cayendo al vacío por el balcón de sus apartamentos o desapareciendo misteriosamente en una carretera, demostrando que, frente a los abismos, las ataduras a la rueda de la noria condicionan la caída al vacío de algunas o el vértigo de otras.

Por otro lado reconocemos, quienes hemos leído y admiramos el trabajo de Pilar Quintana, que la manera como utiliza el lenguaje está basada en formas orgánicas. De allí el gran acierto en Los abismos. Contar una historia dotándola respetuosamente de sencillez logra dos cosas: primero, asertividad en el lenguaje que Claudia (hija) utiliza para narrar una perspectiva de la vida familiar que desborda ligeramente los límites interpretativos que su edad y su entorno le proveen, y segundo, un golpe estético contundente. Es así que la escritora se ha consolidado como una de las voces más notorias de la literatura colombiana. Una voz valiosa y necesaria.





Foto: https://www.elpais.com.co/entretenimiento/cultura/pilar-quintana-la-escritora-cale%C3%B1a-que-retrato-al-pacifico-en-su-novela-la-perra.html

Suscribirse

* indicates required
/ / ( dd / mm / yyyy )